Propuestas para el aula

Propuestas para el aula

Leer en voz alta no es un juego —son muchos—

Vamos a proponerles diversos juegos que se hacen leyendo en voz alta. Algunas de estas propuestas para el aula quizás les parezca que no están muy relacionados con la lectura. Es un poco así y es intencional. Lo que se buscó es, justamente, distraer a la persona del hecho de que estaba leyendo en voz alta. Que se olvidara de eso, que la atención fuera a otra parte, a seguir las reglas del juego, lo que fuera. ¿Por qué? Porque con esos juegos queremos, justamente, hacer que cada uno gane confianza, no se sienta tan extraño leyendo algo en voz alta, diciendo algo en voz alta frente a todo el grupo.

Nos pareció que la mejor manera de empezar es dejando a un lado el hecho de «la lectura» como tal. Aquí casi no importa qué se lee, ni cómo se lo hace. De esa manera, nadie se sentirá juzgado ni presionado por el hecho de que «se debe entender» lo que lee.

Propuestas para el aula

Podríamos decir que en estos primeros juegos no importa si se entiende o no el sentido de lo que se lee, porque no hay ningún sentido para entender. Lo importante es que «suelten la voz» y no sientan vergüenza de estar diciendo algo en voz alta, de que el grupo los oiga. Lo vamos a repetir, en estos primeros juegos no importa el sentido de lo que se lee, todos están dirigidos al hecho de leer en voz alta, y a ganar confianza, divertirnos, haciendo eso.

Eliminamos, muy a propósito, cualquier cosa que tuviera que «hacerse bien», acá no hay nada para «hacer bien», cada uno lo hace como quiere. Son juegos para divertirnos y para ir ganando confianza, ni más ni menos que eso.


Sólo tres renglones

Tres

Para esta manera de leer, y las siguientes, es mejor que cada niño tenga un ejemplar del libro o una copia del texto. Es mejor, pero no quiere decir que solamente así se pueda hacer. Si hay un solo texto, o unos pocos, se lo irán pasando de compañero en…

Continuar leyendo

¿Quién es Quién?

Que el maestro vaya a otro salón o a un lugar donde el resto del grupo no oiga, y vaya haciendo pasar a los chicos, de a uno, a leer un texto, un renglón cada uno. Pasa un niño, lee el primer renglón de un texto, el maestro lo graba,…

Continuar leyendo

Juntito y amontonado

Copiar un texto todo en minúscula y sin signos de puntuación. Hay, por lo menos, dos juegos posibles: a) que lean tratando de adivinar, de reconstruir, cómo habrá sido la puntuación original. b) Que lean poniendo ustedes mismos los puntos y comas, pero de una manera arbitraria, vale decir, a…

Continuar leyendo

La fila lectora

Leer en voz alta, pero en grupo. El maestro no lee en voz alta siempre, solamente da la “entrada” (marca cuando debe empezar cada fila a leer). Si los niños están senados en hileras, cada hilera leerá un renglón, luego la hilera que sigue leerá el otro, y así hasta…

Continuar leyendo

Al ves-ré

De atrás para adelante Una buena manera de disimular que se lee rápido o lento es… leer al revés, palabra por palabra, de atrás para adelante. Comenzamos por la última palabra y avanzamos… ¡al revés! ¡revés al!… avanzamos y palabra última la por Comenzamos. adelante para atrás de, palabra por…

Continuar leyendo

Todo con…

Vocales

Elegimos un párrafo de un cuento que nos guste y, en vez de leerlo con las vocales que tiene, vamos a leer un renglón usando solamente la vocal “a”, y el renglón siguiente, todo con la “e”, el que sigue, todo con la “i”, el otro renglón todo con la…

Continuar leyendo

¿Quién va?

El maestro preparará unos papelitos con números, del 1 al … (tantos como niños haya en el salón). Los mezclará, bien mezclados (porque se puede mezclar mal mezclado) en una bolsa o un sombrero. Luego pasarán los niños y cada uno tomará un papelito, el cual deberá esconder, sin decirle…

Continuar leyendo

Tono

Leer el texto, variando el tono según el tamaño de las letras En el ejemplo que se da a continuación, vemos que las letras tienen diferentes tamaños; lo que debemos hacer es leer ese párrafo respetando el tamaño de las letras. Si es una letra grande la leeremos más fuerte,…

Continuar leyendo

Notitas de amor

Corazones

Cada niño deberá escribir una notita de amor en un papel pequeño. Puede ser una declaración de amor, o un reproche amoroso, y debe tener, por lo menos, dos renglones. Las notitas son secretas, nadie le puede decir a nadie qué fue lo que escribió. A medida que van terminando…

Continuar leyendo